En pareja. Estos ejercicios requieren de mucha paciencia mutua y muchas ganas de mejorar. Constan de UN MES  de trabajo DIARIO. Se recomiendan obviamente para parejas que ya viven bajo el mismo techo o para parejas que se van a comprometer a tener una sesión de 15 minutos mínimo al día. Comenzamos.

SEMANA UNO

Consiste en todos los días y sí, con planeación previa darse tiempo para tener un momento de erotismo. Pueden incluir en éstos todas las estimulaciones que gusten como besos, caricias, abrazos, etc. pero NO DEBEN TOCAR LOS GENITALES. El punto es quitarle foco a éstos para aprender a tener relaciones con TODO EL CUERPO. Pónganle creatividad como

> Besar el cuerpo donde han puesto alguna sustancia rica como chocolate o miel y recórranlo con la lengua. > Estimulen pezones de ambos con la punta de los dedos, con la lengua.

>Rocen sus cuerpos que hayan previamente masajeado con aceite de un olor que les agrade para que esa sensación resbalosa les dé un nuevo panorama.

>Hagan pequeñas presiones en puntos erógenos y descubran nuevos como detrás del cuello, las orejas, la parte anterior al codo y rodilla. Las caderas y muslos.

> Succionen los dedos de las manos o los pies, pasen la lengua por las plantas de los pies.

Imaginen el centenar de puntos que pueden estimular.

IMPORTANTE: No tocar los genitales. Los de ella pudieran ser pero por obviedad al estimularla en la vagina o clítoris, habrá una respuesta emocional de querer apuntar hacia los de él. Lo mejor es evitarlo.

Cada día incluyan un nuevo juego, no tienen que hacer todo junto y, los puntos anteriores son ideas pero ustedes pueden ir creando sus propias estimulaciones.

DEBEN HACERLOS DIARIO. AL MENOS POR 15 MINUTITOS.

SEMANA 2

Se integra todo, lo mismo de la semana anterior con la diferencia de que ahora sí se integra la estimulación genital. Ya sea manual u oral. Tanto a los genitales de ella como los de él. Pero aquí los puntos a tomar en cuenta.

> Los genitales se deben estimular sólo DESPUÉS de todo el juego de erotismo de la semana UNO o al menos tras unos diez minutos de haberlos hecho. No se avalancen sobre los genitales al primer minuto. Elijan comenzan con los de ella y después háganlo mutuo.

> Después de lapsos pequeños (de no más de dos minutos) de estimulación al pene y/o testículos pausen. Denle foco a otra zona o juego erótico y continúen. Posterguen lo más posible.

DURANTE LOS PRIMERO TRES DÍAS DE ESTA ESTIMULACIÓN ÉL NO DEBE TERMINAR. Cuano lo sienta cerca o ella lo detecte vayan hacia otros puntos erógenos, estimulen y terminen el ejercicio-juego.

A partir del CUARTO día él YA puede comenzar a eyacular. Se hace lo mismo pero esta vez sí llegan al orgasmo masculino. Pero deben tratar de que sea lo menos pronto posible.

Igualmente se hace a DIARIO

TERCER SEMANA

Se hace todo lo de las anteriores semanas, es decir juegos eróticos y estimulación manual hacia los genitales pero esta vez sí tienen relaciones coitales.

> Ella debe colocarse encima de él y penetrarse. Después de un par de minutos o un lapso pequeño, salir o ‘despenetrarse’, esperar, permitirle a él respirar y recomenzar. Es muy probable que él tenga deseos de eyacular en la segunda penetración, no se angustien si sucede, puede ser un reflejo. Pero conforme pasen los días procuren que no suceda y al séptimo día lleguen al menos a cinco penetraciones interrumpidas.

Para esta semana, lo más probable es que el impulso eyaculatorio haya mejorado muchísimo, además de que estarán coadyuvados por los ejercicios Kegel del post anterior. Aunque cuando se realicen estas semanas de entrenamiento en pareja no se sugiere la masturbación. Sólo hagan los ejercicios kegel y los aplicados cuando orinen.

CUARTA SEMANA

Consiste en simplemente tratar de lograr una relación sexual de al menos cinco a siete minutos sin interrumpir hasta que haya eyaculación. Verán que por obviedad al haber disfrutado y descubierto las maravillas de los juegos previos eróticos, ya los tendrán integrados a su dinámica sexual así que no tengo que repetirles que deben hacerlos antes del coito.

No se torturen si los primeros días de la CUARTA SEMANA no se lograra o no se aumentara el tiempo eyaculatorio. Es una cuestión de paciencia y reentrenamiento. Es un trabajo mutuo y les aseguro que habrá gran adelanto. Échenle muchas ganas y cualquier duda que surja en el camino ya saben que pueden escribirme a elsy@elsyreyes.com

Relájense y échenle muchas ganas. Los DOS.

Share Button