Ay mijos, a veces hacen cada burrada. Acabo de leer un mail de una chava que me cuenta que tuvo relaciones con un chavo y que éste muy frescamente ya comenzado el merengue, se quitó el condón sin que ella se diera cuenta. Y es bastante común que lo hagan. Una está muy segurota jurando que lo trae puesto y en un movimiento, cambio de postura o aprovechando que estamos muy concentradas hasta con ojito cerrado, ¡zaz!, se lo quitan. Y no te das cuenta hasta que ya acabó ‘la operación’. ¡Eso no se hace malandros! A mí me lo hicieron hace años y no saben cómo me puse al tipo, ¡como lazo de cochino! Y obvio, hasta ese día tuvo el gusto porque se me hizo una falta de respeto horrenda. Y no por un posible embarazo nada más, sino porque está poniendo en riesgo tu salud. ¿Tú qué sabes si él no tiene alguna infección/ETS y bla? ¿O qué sabe él si tú no las tienes?

Por lo regular eso lo hacen porque al calor del asunto, empiezan a bloquearse o a tener la sensación de poca sensibilidad y les da miedo perder erección por lo que les vale y se quitan el condón. Esa no es opción. Si comenzan a sentir eso hay que cambiar la técnica un poco, relajarse, estimular de manera manual u oral y ya se procede pero nunca retirando el preservativo. ¿Estamos? Cuenten sus historias de condón.

Share Button