Algunos quejosos me han dicho que nunca les pongo mis posturas favoritas, hoy les tengo una. Nada más y nada menos que ‘La posición de la Amazona’. Hartamente disfrutable y sencilla.

El hombre está sentado sobre una silla. La mujer se sienta en amazona sobre uno de los muslos de su pareja y guía al pene hasta la apertura de la vagina. Una vez el pene introducido, ella podrá contraer sus músculos vaginales para guardar la penetración, y evitar les salidas inopinadas.

Lo bueno:
• El hombre puede fácilmente acariciar los senos y el clítoris de su pareja para llevarla más fácilmente al orgasmo.
• Posición recomendada a los hombres que sufren de eyaculación precoz.

Lo malo:
• Amplitud de movimiento limitada.

Lo feo:

Si no hay suficiente lubricación fácilmente se harían rozaduras.

Share Button