Pocas veces nos hacemos concientes de la sensibilidad, de preparar el cuerpo sensitivamente para que en ese despetar de sentidos tenga la capacidad idónea para gozar y percibir más placenteramente los estímulos. En ocasiones tenemos sexo en automático, ejecutando una serie de pasos que obvio, no somos de piedra, proveen placer pero de tal modo nos estamos perdiendo de un enorme porcentaje de posibilidades eróticas y sensitivas que poseemos pero que no activamosAsí pues, mijos chulos, hoy vamos a aplicar diferentes juegos, presiones y estímulos -que a la par de las ejecuciones que comúnmente integramos- nos despierten las adormiladas terminales nerviosas que en ocasiones ni pelamos.

Comencemos por lo no genitalizado por zonas lejanas a genitales, que como ya hemos platicado muchas veces, deben ser las partes que deben atacarse de inicio para no ‘quemar’ las sensaciones. No comiencen por lo más obvio ni se lancen a estimular vulva, clítoris o pene de primera instancia ya que al estar dotados con mayor número de terminales nerviosas, restamos capacidad sensitiva al resto del cuerpo.

Elijan una zona: nuca, mejillas, dedos de las manos o pies, lo más lejos que ‘vean’ de los genitales. Comiencen con caricias de roce, es decir apenas pasen las yemas de los dedos por dichos perímetros. Cosquillen levemente y entonces integren un ingrediente de suavidad, ya sea su lengua, una tira o corbata de seda, las varitas que tienen plumas para masajear, algo que resulte suave. Continúen acariciando. Poco más tarde, impliquen orto tipo de caricia que sea más intensa como succión con la boca o una textura más rugosa. O sea, algo que se sienta más.

Entonces, pasen a otra zona más cerca al centro genital, pueden ser los pezones, las rodillas o la entrepierna. Recuerden que estas zonas, por ejemplo, la entrepierna está conectada con los nervios del clítoris y al estimularlos vamos permitiendo que más sangre irrigue a esta zona y la excitación aumente, del mismo modo, los pezones al ser succionados crean un reflejo directo a las contracciones uterinas. En los  hombres la entrepierna y la zona de los huesos de la pelvis del mismo modo se ‘conectan’ con su pene.

En esta zona más cercana, repitan los estímulos desde sutiles hasta más intensos, cada vez provocando tanto en ustedes como en su pareja que haya ese despertar. En ocasiones el error más común es pensar que este tipo de estímulos nos van a llevar hooooras y que no se podrían aplicar a un encuentro intenso o de una duración normal, que casi casi tienen que apartar cuatro horas de su día para hacer el amor. Y para nada, se trata totalmente de integrar estas mini técnicas a lo que comúnmente hacen, dándole variedad y el encuentro puede ser tan extenso como deseen. Digo, a muchos nos encanta que la cosa dure horas pero no siempre se puede.

En este orden de exacerbar la capacidad sensitiva también pueden integrar no sólo texturas sino vibraciones, ya sea de un anillo con el  Sico Ring (del que ya platicamos aquí (Un anillo de compromiso… pero con el placer) o una bala vibradora, hasta uno de mayor tamaño. A base de vibrar ciertas zonas del cuerpo sin que siquiera sean genitales, del mismo modo creamor mayor capacidad para sentir.

El cuerpo ya está despierto, a un mayor nivel del que está acostumbrado y entonce sí podemos encargarnos de los genitales, darle rienda suelta al estímulo de cada zona, como si la mapearan,  para entonces tendrán verdaderamente idea de lo que se puede sentir, más allá de los orgasmos prontos y las sensaciones intensas (o que creemos intensas) y que duran un suspiro. Cuando entonces estén listos para penetrar o ser penetradas, ¿qué tal un maravilloso Kinky Maca? Ummm, está el cuerpo siendo cuerpo, es decir, percibiendo todo para lo que está diseñado y si a eso le suman un condón que además contiene maca peruana, un exacerbante de sensaciones, y del que ya también platicamos aquí Kinky Maca, el primer condón afrodisíaco , tendrán resultado óptimos.Así es, el lubricante que contiene para permitir una penetración más cómoda, contiene maca y esto hará despertar el interior de la vagina, tienen todo listo para sentir como pocas veces se lo han permitido.

Tan largo como deseen, tan excitante como se permitan. Felices sensaciones.

Share Button