Cuando una pareja decide botar el condón dado que -responsablemente- han encontrado un método anticonceptivo que ella se chutará mes a mes o bien, una varilla que la protegerá de embarazos por tres años, pero sobre todo porque ya están SEGUROS de que ambos están sanos y se tienen la confianza y la lealtad de no andar de ‘visitantes’ de otros genitales, los hombres suelen experimentar ciertos cambios que no encuentran muy positivos.

Es común que se presente un periodo inicial de eyaculación, que no llamaremos precoz, dado que no hay disfunción como tal; llamaremos pronta. Dejar el condón puede provocar algo de incremento en la sensación y estimulación en el pene ya que ‘elseñor cara de haba’, no está acostumbrado a sentir ninguna interferencia  al contacto con la vagina. Aunque la mayoría de los condones actuales ofrecen mucha naturalidad, sí hay un ligero cambio. Entonces, es posible que las primeras veces sientan que no pueden controlar su impulso eyaculatorio porque se sienten sobre estimulados. No pasa nada, es normal. Es cuestión de que el pene se vaya habituando. Por lo regular yo recomiendo que en un mismo ‘round’, la primera relación se haga con condón, porque casi siempre es en la que el hombre responde más rápidamente y ya en la segunda de la misma tanda pruebe sin condón, una vez que ya eyaculó una vez, está más ‘descargado’ y el periodo refractario le ha dado ventaja. Y así poco a poco hasta que lo dejen por completo.

Lo mejor es no darle poder mental , pero por encima de todo, no dárselo cuando aún no comienzan. Algunos todavía ni están en la etapa de haber dejado el condón y ya están pensando qué harán si empiezan a tener el problema. Como saben, todo método anticonceptivo femenino, requiere de que el primer mes en que lo están tomando o se pusieron el parche o les pusieron la varilla, inyección o el que hayan elegido USEN  CONDÓN. Se requiere de un mes mínimo para que haya suficiente hormona que evite em embarazo. No crean que ya a la primer pastilla, casi casi si la tomaron a las 10 de la mañana, a las 11 ya no puedan quedar embarazadas, así que aguas. Es común que parejas salgan embarazadas porque no toman en cuenta ese mes y luego le andan echando la culpa al contraceptivo o ¡a la chava!: ‘No te lo tomaste seguro, ¡qué bárbara! Mala mujer, seguro me querías embarcar, etc.’, ¡porque los hay, méndigos!

Váyanse entrenando y no se presionen. Mucho pero mucho del control eyaculatorio viene de la mente, y lo saben. Si de plano comienzan a sentir que hay demasiada sensibilidad, interrumpan un poco la penetración, salgan unos segundos y continúen. Y ejercítenlo, se trata de disfrutar de las bondades de no usar condón, no de sufrirlo.

Share Button